Recomendaciones para planificar una salida de trekking

La preparación para hacer trekking mezcla el aspecto físico, el emocional y el equipo a llevar. Hay que tener claro los objetivos planteados, dónde se irá, y cómo se hará. Aspectos que nos lo entregan un buen libro, un mapa, una guía de viajes, o la foto o relato de un amigo. Ese primer paso va a ayudar a diseñar una ruta que puede ser en una montaña, un borde costero, un campo o un desierto. Toma nota de lo que viene a continuación

PD Chile

¿Qué camino tomar? ¿Con cuánta gente se irá acompañado? ¿Cuánto tardará terminar la ruta? Son algunas de las interrogantes que se deben responder al realizar una salida de trekking.

Hoy por hoy existen diversos elementos tecnológicos que te ayudan a tomar mejores decisiones durante la actividad, tales como los GPS, Google Maps  u otras aplicaciones móviles.

De todas formas, es muy importante que antes de comenzar tu ruta te asesores con alguien que ya la haya hecho, que informes a Carabineros o a los guardaparques del sendero a seguir, para que sepan dónde ubicarte en caso de extravío. Si ya tienes en mente una ruta para el primer mes del 2019, en Panorama Deportivo te entregamos algunos aspectos que debes tener en cuenta antes lanzarte a la aventura.

Los detalles físicos

Debemos conocer las fortalezas y debilidades de nuestro cuerpo. Por ejemplo, si existe alguna lesión o impedimento físico. Si la respuesta es positiva, entonces es mejor desistir de iniciar la ruta en montaña. En ese caso, un sitio plano es una mejor alternativa a seguir mientras te recuperas. No existe razón alguna para hacer una actividad peligrosa o que te cause disconformidad. El trekking siempre debe ser recreativo.

Trabaja los siguientes aspectos:

-Los grupos musculares de las piernas, que serán las que soporten todo el peso.

-El factor cardiovascular: tus pulmones y corazón deben estar en buenas condiciones para oxigenar el cuerpo de forma eficiente.

Si entrenas durante la semana realizando caminatas más cortas, deja espacio de uno o dos días en caso de que seas principiante en la actividad. Si tienes más experiencia, intenta caminando cada día (para ir al trabajo, al metro, o a la casa de un amigo).

Datos para empacar

Es importante que te prepares desde un comienzo con todo lo que vas a necesitar mientras caminas, para que al momento de hacer una parada técnica puedas hacer todo lo que haga falta de una sola vez: abrocharte los cordones, tomar agua, comer, acomodarte la chaqueta, sacar algo de la mochila, etcétera. Al detenerte, vas a modificar el ritmo que llevabas por lo que es aconsejable preparar lo máximo posible de antemano, más aún para rutas largas.

Esto nos lleva a otro punto importante: empacar lo justo y lo necesario. Se recomienda preparar la mochila con cuidado, dejando lo esencial para el viaje a mano dentro del equipaje. Algunos de esos elementos son el agua, la comida, el kit de primeros auxilios, lentes de sol y la cámara de fotos, entre otros.

La alimentación es fundamental y es importante consumir la energía necesaria. Todo ese ATP lo obtendremos con carbohidratos. Unas cuatro horas antes de iniciar la actividad, se recomienda consumir un plato de pastas o arroz. En el camino, no olvides llevar barras de cereal, un sándwich liviano, frutos secos o chocolate. Y posterior a la actividad física, es esencial que consumas proteínas, que encuentras en alimentos como huevos o carnes.

Con respecto al agua, hay estar informados desde antes sobre nuestra ruta y las condiciones de ésta. En algunos senderos nos encontraremos con agua de manantial que puede ser potable, por lo que en estos casos no será necesario llevar litros y litros de agua. También es recomendado llevar pastillas para purificar el agua (en la mayoría de los casos debes esperar media hora a que haga efecto).

Cuando estés armando tu mochila, es importante que ésta tenga una capa protectora impermeable. Los lentes de sol y el protector solar, además de un cortaviento y una buena chaqueta para combatir el frío, también son elementos fundamentales. Lleva lo necesario, sobre todo cuando vayas a hacer un trekking largo y busques la mayor comodidad posible.

¿Ya leíste todos estos consejos? ¡Qué esperas! Arma tu mochila, planifica bien tu ruta y lánzate a la aventura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here