¿Patinando en el congreso?

En el marco del Día Mundial del Skate celebrado ayer, skaters brasileños mostraron toda su destreza en icónicas obras arquitectónicas del mundo.

Murilo Peres performs during the video recording of Sonhos Concretos project in Belo Horizonte, Brazil on November 25, 2019 // Marcelo Maragni/Red Bull Content Pool // AP-249FMYGJ12111 // Usage for editorial use only //

En el marco del Día mundial del Skate celebrado ayer, la dupla de skaters brasileros Pedro Barros y Murilo Peres, nos entregan increíbles postales de sus mejores trucos en la tabla en las obras arquitectónicas más destacadas de su país.

PD Chile

Algunos dirían que el skateboarding y la arquitectura no tienen mayor relación, pero en esta ocasión no solo se unieron, sino que son protagonistas de increíbles imágenes que retratan el histórico momento durante el verano pasado, en que el dúo de skaters brasileños de Red Bull Pedro Barros y Murilo Peres, patinaron por icónicos edificios de Brasil, entre los que destacan el Congreso Nacional de Brasilia, el Museo de Arte Contemporáneo de Niterói y edificios de la ciudad de Belo Horizonte.

Todas las construcciones son obras del destacado arquitecto brasilero Oscar Niemeyer, considerado uno de los personajes más influyentes de la arquitectura moderna internacional, y son un ícono no solo en Brasil, sino también en el mundo.

Todas las construcciones son obras del destacado arquitecto brasilero Oscar Niemeyer, considerado uno de los personajes más influyentes de la arquitectura moderna internacional, y son un ícono no solo en Brasil, sino también en el mundo.

Por eso, patinar en estos edificios no solo era una idea muy difícil de llevar a cabo, sino también ilegal. Pero la dupla de skaters y la Fundación Oscar Niemeyer idearon un plan para homenajear las obras del difunto arquitecto, otorgándoles así el permiso a los deportistas para que mostraran sus destrezas y mejores trucos en la tabla en estas edificaciones.

Al explicar esa decisión, Carlos Ricardo Niemeyer, Superintendente Ejecutivo de la Fundación, explicó: “La propuesta desde el principio nos pareció una idea increíble. Existe una fuerte identidad entre el universo de este deporte y la arquitectura de Niemeyer y sus valores. La irreverencia, la libertad, la búsqueda de desafíos, la creatividad en el movimiento, todo esto está en la esencia del skate, así como en el trabajo de Niemeyer, hecho de curvas libres, hermosas y sorprendentes”.